La piel del cuerpo y del rostro es la parte que muestra nuestra apariencia externa y por tanto un identificativo de nuestra edad. La piel está formada por fibras de colágeno, elastina y células que van disminuyendo con el paso de los años y se van produciendo transformaciones importantes en la matriz extracelular, todo esto tiene como consecuencia el envejecimiento, en el que intervienen además de la genética, los factores externos como por ejemplo: el sol o el tabaco.

¿Qué es el Fotorejuvenecimiento?

El Fotorejuvenecimiento es un tratamiento facial que consiste en aplicar pulsos de luz intensa (IPL) en la piel penetrando en esta y estimulando la formación de nuevo colágeno. Mejora la calidad de la piel y proporciona un aspecto más suave y terso de forma duradera.

Indicaciones generales del tratamiento:

  • Fotoenvejecimiento (Eliminación de manchas, estimulación de colágeno, homogeneización de la estructura epidérmica)
  • Lesiones Vasculares benignas (Telangiectasias, Rosaceas, Flusing).
  • Discromías (Hiperpigmentaciones, Léntigos).

El fotorejuvenecimiento está indicado para tratar los eritemas en el rostro, cuello y escote, el daño solar, los problemas de pigmentación, piel desgastada o áspera, cicatrices del acné, poros, y para recuperar y conseguir una piel fresca y joven.

Ventajas del fotorejuvenecimiento:

  • Se puede aplicar en rostro, cuello y escote de forma eficaz.
  • Mejora y rejuvenece la piel de forma notable y duradera.
  • El tratamiento es rápido, prácticamente indoloro y cómodo para el paciente.
  • No necesita recuperación después del tratamiento.
  • No existen efectos secundarios ni deja marcas o cicatrices una vez aplicado el tratamiento.
Información Técnica
Tiempo de tratamiento
30 minutos – 1 hora
Número de sesiones
3 o 6
Precisa anestesia
Sí crema anestésica
Apreciación de resultados
1ª Sesión

Start typing and press Enter to search